Árboles de frutos secos en el jardín

Los frutos secos son un alimento muy nutritivo y apreciado en el mundo entero, y lo mejor de todo, es que su cultivo resulta relativamente sencillo.

En este artículo te presento algunos árboles de frutos secos que puedes cultivar en tu casa y cosechar año tras año, tanto para consumo familiar como para la venta, ya que su producción es realmente alta.

frutos secos, foto Pixabay

Tipos de árboles de frutos secos que puedes tener en casa

Almendro (Prunus dulcis)

Este árbol es originario del oriente, pero se adapta con facilidad a otros climas.

Es una planta resistente a las sequias y variedad de suelos, pero lo ideal es que esté en tierra suelta y bien drenada.

Lo bueno es que necesita pocas horas de frio para fructificar, por lo que se puede cultivar en diversos climas.

A finales del invierno empieza a florecer antes de que broten las hojas, y sus flores son realmente hermosas, lo que le otorga gran valor ornamental.

El fruto, la almendra, madura a finales del verano y principios del otoño. Cuando se abre la parte carnosa del fruto, es indicio de que está listo para ser cosechado.

Variedades de almendros:

  • Mollares: es de cáscara blanda, se abre fácil pero es muy susceptible al ataque de hongos y plagas variadas.
  • Guara: es de cáscara más dura, es la más sembrada porque es  autofértil. Florece de manera tardía, por lo que la producción se salva de sufrir heladas.
  • Largueta Desmayo: poco conocida, su nombre se debe a que tiene un ramaje caedizo. El fruto es alargado y tiene la cáscara dura, su floración es temprana.

Pistacho (Pistacia vera)

El pistacho o alfóncigo es originario del Asia Occidental y Grecia, requiere de bastantes horas de frío para dar fruto y clima seco para que su cáscara pueda abrirse.

Las regiones donde se siembran olivos y almendros, son óptimas también para el cultivo del pistacho. Resiste sequias pero requiere de riego durante la fructificación.

El pistacho es un árbol dioico, esto es que los pies femeninos dan frutos y los masculinos polinizan mediante la acción del viento. Esto hace que sea necesario plantar un pie macho en línea con los vientos dominantes para que pueda fecundar las hembras.

La floración se da en primavera, y generalmente dan mucha producción un año, y poca al siguiente.

 Avellano (Corylus avellana)

Es un arbusto que crece en climas templados, puede llegar a los 5 metros de altura y es bastante resistente, a excepción de la sequía.

Se lo suele sembrar a modo de divisorio en las lindes de los terrenos por su espeso follaje, frutos y madera flexible.

Nogal (Juglans regia)

Es un árbol de gran porte y posee un sistema radicular que no lo hace apropiado para huertos chicos, necesita espacio para crecer, un punto a tener en cuenta.

Tanto su madera como los frutos (nueces) son muy apreciados en el mundo entero. Necesita agua, no resiste las sequias.

La cosecha se realiza cuando los frutos comienzan a caer del árbol, los que hay que dejar secar para poder preservarlos adecuadamente.

Fuente: Verde es vida

Foto: pixabay

RECIBI GRATIS NUESTRAS NOTICIAS