Salvia: propiedades medicinales y curativas: cultivo, suelo y riego

La Salvia es una planta medicinal, alimentaría y esta dentro de las más significativas especias   aromáticas. Se la considera uno de los mejores antibióticos naturales. De la familia de las labiadas, es un arbusto que llega a los 70 m de altura. Tiene numerosos tallos, hojas pecioladas y flores de color, violeta, azulado o rosa. El suelo debe ser permeable, sin cal. Florece en verano y puede encontrarse en sitios rocosos y secos. El riego debe ser frecuente, aunque no muy abundante. Necesita ser cultivada en un lugar de sol.
De sembrarla en primavera hay que hacerlo con semillas y en otoño mediante esquejes.

Enfermedades respiratorias

Preparada en infusiones, actúa como bactericida ante afecciones respiratorias en general: garganta, gripe, anginas, faringitis o afonías.
Los enjuagues bucales curan úlceras de la boca, fortalecen las encías y combaten el mal aliento. Su infusión también es efectiva para curar úlceras y la frotación de la planta sobre la piel sana heridas, ayuda a la cicatrización e impide la infección de cortes.

Enfermedades estomacales

Eficaz para diversas afecciones estomacales: es anti-diarreica  y anti- vomitiva, elimina  la acidez y la hinchazón abdominal, sana los nervios del estómago y las intoxicaciones alimentarías.

Otras enfermedades y usos

Es Hipoglucemiante, su uso disminuye la cantidad de azúcar en la sangre, la deben utilizar los diabéticos. En baños de inmersión funciona como un buen relajante muscular y ayuda a combatir el insomnio. Las infusiones de las sumidas florales contienen Zinc, metal que influye en la producción de la testosterona, prospero  para la fertilidad.

RECIBI GRATIS NUESTRAS NOTICIAS

Un pensamiento en “Salvia: propiedades medicinales y curativas: cultivo, suelo y riego

Los comentarios están cerrados.