Heliotropo, la Vainilla de jardín más codiciada

El Heliotropo (Heliotropium peruvianum), conocido coloquialmente como vainilla de jardín, es un arbusto muy llamativo perteneciente a la familia de las Boraginaceae.

Es utilizada como planta medicinal y en gastronomía por sus propiedades y aroma avainillado.

Características del Heliotropo Peruvianum

Arbusto perenne que llega a medir unos 2 metros de altura, su crecimiento es lento, recién a los dos años de plantado puede llegar a los 50 cm. Su tallo es ramificado desde la base y presenta aspecto leñoso.

Las flores son de color violáceo intenso, y estas al igual que las hojas, expelen un notable aroma a vainilla.

Son plantas bianuales, florecen desde el comienzo del verano al principio del otoño.

heliotropo
Heliotropo, foto Pixabay

Variedades de Heliotropos

Si bien son más de 300, podemos mencionar las más populares:

  • Heliotropium curassavicum
  • Heliotropium amplexicaule
  • Heliotropium europaeum
  • Heliotropium arborescens
  • Heliotropium pannifolium
  • Heliotropium peruvianum
  • Heliotropium angiospermum

Cultivo del Heliotropium peruvianum

Es una planta muy versátil, se puede tener en tierra o en maceta, considerando algunos aspectos importantes:

Clima: es sensible a las heladas, por lo que debe estar protegido por al menos otras plantas, la temperatura mínima que soporta es de 7º C, y la ideal para su cultivo es de 21º C.

En invierno es recomendable taparlo con algún plástico o cubrir sus tallos con paja atada al tronco, ya que si las hojas se queman pero el tallo permanece sano, puede rebrotar.

Luz: necesita pleno sol, pero evitando el sol fuerte de medio día, por lo que es ideal tenerla a semi sombra.

Suelo: esta planta no es muy exigente con el suelo, ya sea arcilloso o franco, le va igual de bien, lo que sí es preferible que el pH sea neutro o a lo sumo ligeramente ácido, y rico en materia orgánico por lo que debe ser estercolado o abonado con compost.

Riego: necesita humedad pero no encharcamiento, el suelo donde esté el heliotropo debe tener muy buen drenaje. Necesita lógicamente abundante riego en verano, pero esta ha de mermar en invierno, humectando la tierra solo cuando se la ve seca.

Multiplicación: se puede multiplicar por esqueje o semilla, siendo la época ideal para el primero el verano, y la siembra de semilla en otoño/ invierno. Germina en un plano de 20 días si la temperatura es de 15 a 20ºC.

heliotropo
Heliotropo, foto Pixabay

Usos medicinales del Heliotropo peruvianum

Según los expertos esta planta sirve para:

  • Reducir la inflamación
  • Cicatrizar heridas
  • Diurético
  • Combatir las úlceras de la piel
  • Para el lavado de heridas
  • Para combatir diarreas
  • Como aliado contra la diabetes
  • Para calmar las molestias de la urticaria y eczema
  • Potente contra la sarna
  • Es útil en personas con asma, y afecciones respiratorias como la bronquitis
  • Calma los ojos rojos y combate la conjuntivitis
  • Elimina forúnculos
  • Se emplea para combatir infecciones en encías

Paralelamente, se utiliza el aceite de heliotropo en medicina y cosmética, como reemplazo de la quinina y para la elaboración de perfumes.

En perfumería se usa mucho por su agradable aroma, además tiene un efecto energizante que es aprovechado en aromaterapia.

Algunos preparados homeopáticos poseen heliotropo, en especial los elaborados para la purificación de la sangre y drenado de la linfa.

Consideraciones

Al ser una planta rica en alcaloides, ha de consumirse en poca cantidad y esporádicamente, porque un exceso puede acarrear problemas hepáticos. Además algunas de sus partes son irritantes en pieles sensibles.

Fuente: Agromática

RECIBI GRATIS NUESTRAS NOTICIAS