» » Kiwi: Características, cultivo y cuidados

Kiwi: Características, cultivo y cuidados

2


El kiwi (Actinidia deliciosa) es una planta originaria de China, sobre todo de las partes meridionales y centrales, en los bosques de montaña en 800 a 1400 metros de altura, cuyo cultivo masivo se ha extendido a países como Nueva Zelanda, Brasil, Chile e Italia, para responder a la demanda por su exquisito fruto.

Se trata de un atractivo escalador que también puede cultivarse con fines ornamentales en jardines templados donde pueden lucir sus grandes hojas en forma de corazón y sus perfumadas flores de color blanco cremoso. Puede resultar una excelente cobertura para superficies como pérgolas y cercos.

Kiwi: Características, cultivo y cuidados

flores kiwi0

La planta de kiwi es una parra que puede alcanzar los 9 metros de altura y sus hojas alternas y pecioladas se caracterizan por presentar un haz de color verde oscuro y un envés blanquecino con prominentes venas de color claro. 

Su famoso fruto es una baya con forma de huevo de alrededor de 6 a 8 centímetros de largo y cubierto por una delgada piel de color verde parduzco cuya superficie está poblada de abundantes vellos rígidos marrones. La jugosa pulpa es de color verde brillante y en el centro se ubican pequeñas semillas negras distribuidas alrededor del corazón.

Si se desea cultivar kiwi, lo primero que debe hacerse es verificar que se dispone de suficiente espacio para contener al menos a dos vides, ya que por tratarse de plantas dioicas (flores masculinas y femeninas en diferentes especímenes) los dos sexos se deben plantar muy próximos para que se produzca una polinización exitosa. También se puede recurrir a variedades capaces de auto-fertilizarse.

Esta es una excelente planta para crecer en una estructura de madera como un mirador, enrejado, pérgola o una cerca. También puede guiar con alambres para formar una espaldera a lo largo de una pared.

flores kiwi1

Para crecer satisfactoriamente, el kiwi necesita un clima templado con temperaturas de alrededor de 15ºC de media anual, con una alta humedad ambiental y un régimen de lluvias abundante y relativamente frecuente, incluso durante primavera y verano.

Respecto de las necesidades de suelo, las plantas de esta especie necesitan cultivarse en un sustrato ligeramente ácido, bien drenado, muy suelto y rico en materia orgánica.

Existen varios métodos de propagación que pueden utilizarse para obtener nuevos ejemplares de kiwi, incluyendo por injertos, esquejes, o germinación de las semillas, aunque esta última técnica es la menos utilizada, debido a que tiende a producir plantas muy diferentes a sus padres.

Cultivo de kiwi: Frecuencia de riego y poda

En cuanto a sus requerimientos de agua, esta especie necesita grandes cantidades de agua durante toda la temporada de crecimiento, pero evitando que se formen encharcamientos que fomenten la aparición e hongos. Es importante mantener un riego regular durante el verano y evitar en todo momento que la planta se vea sometida al estrés por sequía, que puede terminar con su muerte.

El kiwi debe someterse a poda dos veces al año, en invierno y verano. Siendo más importante el trabajo de corte que se haga durante la época fría del año para mejorar la producción de frutos.




Articulo por Ruben | Categorizado en Frutales | 27-01-2016




Puede Interesarte



Busca en nuestro sitio



, , , , , , ,


(2) Comentarios

Saludos cordiales, muy interesante toda la información de Flor de Planta, aprovecho la oportunidad de comentarle, tenemos 4 matas de kiqui hace ya 4o5 años, florece mucho pero los frutos no crecen que pasa con esto, nos gusta mucho esta fruta. por favor espero respuesta.

Hola, Gladis. Es posible que haya problemas de polinización. Te sugiero que recurras a un viverista de tu zona para que verifique si ese es el inconveniente. Saludos y gracias por tu consulta.

Deja tu comentario en Kiwi: Características, cultivo y cuidados