» » Deucia: Cultivo, riego y cuidados

Deucia: Cultivo, riego y cuidados

0


La deucia (Deutzia scabra), también conocida como celinda de espigas, es una planta originaria de China y Japón que tiene un crecimiento arbustivo y es muy apreciada como planta ornamental en jardines gracias a su floración primaveral que se presenta en abundantes ramilletes blancos o rosados que cubren casi todas sus hojas.

Se trata de un arbusto de hojas caducas que puede llegar a medir entre los 2 o 3 metros de altura, su follaje está compuesto por piezas opuestas, ovales, lanceoladas, dentadas en los bordes y toscas al tacto.

Deucia: Cultivo, riego y cuidados

deucia1

Sus atractivas flores pueden ser simples o dobles, dispuestas en racimos o espigas, y pueden ser de color blanco con algunas tonalidades rosadas, o completamente rosas. El fruto es una cápsula que se abre por tres valvas y contiene numerosas semillas.

Hablando de semillas, la Deutzia scabra puede reproducirse por ese método o por esquejes a finales de la primavera, aunque también pueden adquirirse como plantas ya florecidas en los viveros.

En este último caso se las puede plantar en el jardín en un agujero de unos 50 centímetros de ancho por 50 centímetros de profundidad, en una zona que reciba buen sol por las mañanas y que al mismo tiempo se encuentre protegido de los vientos fuertes. Una vez que la deucia fue enterrada en su lugar, el hoyo se cubre con tierra fina, la que se apisona suavemente hasta formar un plato al pie de la planta para luego regar abundantemente.

Estas plantas necesitan un suelo fértil, húmedo y bien drenado, pudiendo crecer bien en sustratos ligeros como los arenosos, o medios como  los arcillosos, además de tolerar casi todos los niveles de PH (ácido, neutro, alcalino).

En cuanto a las condiciones climáticas en las que puede crecer, la Deutzia scabra tiene la particularidad de ser muy resistente a las bajas temperaturas y a las heladas, siendo capas de soportar temperaturas de hasta 15 grados centigrados bajo cero. Eso no significa que se las deba proteger durante la temporada invernal, sobre todo teniendo en cuenta que puede deteriorarse si es sometida a una sucesión de heladas.

Deucia: Riego y poda

El riego de esta planta es algo que tampoco debe descuidarse, debiendo aplicarse de manera frecuente sobre todo durante los primeros veranos. En caso de que se afronten períodos de sequía, es aconsejable regar la deucia con una frecuencia diaria.

deucia2

Después de su primera floración, esta especie necesita someterse a una poda consistente en recortar un tercio de los ramilletes para eliminar los brotes que ya han florecido sobre otros brotes nuevos y bien situados. Posteriormente se necesitará someter a la deucia a una limpieza anual consistente en eliminar las ramas secas y mal ubicadas y las hojas y flores marchitas.




Articulo por Ruben | Categorizado en Flores | 28-04-2015




Puede Interesarte



Busca en nuestro sitio



, , , , , , , , , ,


Deja tu comentario en Deucia: Cultivo, riego y cuidados