» » Plantas acuáticas: La Hygrophila polysperma

Plantas acuáticas: La Hygrophila polysperma

0

Originaria de las zonas pantanosas de India, Bangladesh, China y Malasia, la Hygrophila polysperma es una planta de tallo de la familia de las Acanthaceae que se utiliza para ornamentar el fondo de acuarios tropicales y se caracteriza por su resistencia, rápido crecimiento y muy fácil propagación.

Los tallos de esta herbácea perenne son cuadrados y crecen hasta alcanzar una altura de entre 20 y 40 centímetros. Dependiendo del grado de iluminación que reciba, sus hojas, alargadas y opuestas variarán considerablemente de forma y color, por lo que lucirán un verde claro cuando están en el fondo y adquirirán un tono rosado o naranja a medida que vayan acercándose más a la fuente de luz.

Plantas acuáticas: La Hygrophila polysperma

Foto: Pinpin


Las flores de esta especie, que aparecen durante el otoño y el invierno, crecen desde las axilas donde las hojas se encuentra con los tallos, son de color blanco azulado a blanco, y tienen dos labios.

La Hygrophila polysperma, que también se conoce como Hygrophila enana es particularmente buena para para quienes se inician en el hobby de los acuarios porque son capaces de desarrollarse sin dificultades en casi todas las condiciones. Por lo general, crece tan rápido que es importante evitar que termine obstruyendo la llegada de la luz y los nutrientes a las demás especies de plantas presentes en el estanque.

Esta especie se propaga de forma espontánea mediante los brotes que nacen de yemas axilares de las pequeñas ramas de la planta madre. Usualmente se cortan los extremos de las mismas, en tramos de no más de 7 centímetros. Esto no sólo permitirá obtener nuevos plantines, sino que además ayudará a mantener controlado el crecimiento de los ejemplares adultos. También pueden formarse nuevos especímenes a partir de las hojas que yacen en la superficie del agua.

Debido a que se crecimiento es muy rápido, suele ser necesario realizar nuevos cortes dentro de las dos o tres semanas posteriores a la última poda.

Condiciones del agua para el cultivo de la Hygrophila polysperma

Si bien tiene una gran capacidad de adaptación a distintas condiciones, la Hygrophila polysperma ofrece mejores resultados si se cultiva sumergida en un medio templado (entre 20°C y 28°C de temperatura), con buena iluminación (no menos de 12 horas al día), aguas ligeramente alcalinas o neutras, y con un sustrato arenoso-limoso y enriquecido con materia orgánica.

Esta especie de planta puede sobrevivir en acuarios donde se registren valores de luz más bajos. Sin embargo, estas condiciones darán como resultado un crecimiento proporcionalmente más lento y reducido.


Articulo por Ruben | Categorizado en Acuaticas | 29-03-2018




Puede Interesarte



Busca en nuestro sitio



, , , , , ,


Deja tu comentario en Plantas acuáticas: La Hygrophila polysperma